1-800-663-3412

Utilizar un escritorio de pie de forma adecuada puede ayudar a aliviar el dolor de espalda causado por estar sentado en exceso.

Por el autor: Carlos Bagley, M.D.

¿Puede un escritorio de pie ayudar a mi dolor de espalda?

Utilizar un escritorio de pie de forma adecuada puede ayudar a aliviar el dolor de espalda causado por estar sentado en exceso. Es posible que haya escuchado la frase «sentarse es el nuevo fumar», que reconoce que llevar un estilo de vida sedentario y estar sentado en un escritorio todo el día en el trabajo no es bueno para la salud. Es cierto: los estudios han demostrado que estar sentado durante periodos prolongados puede provocar dolor de espalda y cuello, aumento de peso, hipertensión arterial, colesterol alto, diabetes de tipo 2 y enfermedades cardiovasculares. De hecho, un estudio publicado en octubre de 2017 en Annals of Internal Medicine descubrió que estar sentado durante largos períodos de tiempo cada día, ya sea en rachas continuas o en rachas, también contribuye a un mayor riesgo de muerte.

Para las muchas personas que pasan innumerables horas sentadas en un escritorio, una de las opciones más atractivas que ha llegado al mercado es el escritorio de pie, un aparato que se promociona como una forma de mejorar la postura, aliviar el dolor de espalda y cuello y aumentar la productividad. Dado que los escritorios de pie todavía son productos relativamente nuevos, necesitamos más pruebas para determinar cómo benefician a nuestra salud y la proporción óptima entre estar sentado y de pie. Sin embargo, los datos iniciales sugieren que hay ventajas en estar de pie durante la jornada laboral en lugar de estar sentado.estación de trabajo de pie sentado.jpg

Beneficios de los escritorios de pie

Una (pequeña) quema de calorías Estar de pie quema más calorías que estar sentado, pero no mucho más. Según un estudio de noviembre de 2017 en Circulation, estar de pie quemaba 0,15 calorías más por minuto en comparación con estar sentado. Para ponerlo en perspectiva, una persona de 70 kg que esté de pie durante seis horas al día quemará 54 calorías más. Mayor productividad El uso de un escritorio de pie también puede hacerle más productivo, tanto si está trabajando en una gran presentación de ventas como en su presupuesto personal. Un pequeño estudio de 2016 sugiere que los empleados de un centro de llamadas que utilizaban un escritorio de pie eran un 45% más productivos a diario que sus compañeros sentados. Menos dolor de espalda Se ha demostrado que utilizar un escritorio de pie y moverse más a lo largo del día mejora el dolor de espalda. hair extension for sale Según un pequeño estudio de 2018, los pacientes que utilizaron un escritorio de pie sentado y participaron en el asesoramiento para mejorar el comportamiento sedentario experimentaron una disminución del 50 por ciento en el dolor de espalda baja en comparación con un grupo de control que no tuvo ninguna de las dos intervenciones. ¿Es un escritorio de pie adecuado para usted? Aunque un escritorio de pie podría mejorar el dolor de espalda, probablemente no sea una cura para todo. Por ejemplo, un escritorio de pie puede ayudar a mejorar la postura y aliviar la presión sobre el cuello y la espalda baja; sin embargo, no es suficiente para corregir problemas más graves, como la escoliosis o una hernia discal.

Y algunas condiciones de salud pueden surgir por estar demasiado tiempo de pie. Los pacientes con riesgo de padecer enfermedades cardíacas o vasculares pueden desarrollar trombosis venosa profunda o varices por pasar demasiado tiempo de pie. Otros problemas pueden ser el dolor de espalda causado por una mala postura, el dolor de piernas o pies, o la hinchazón de las piernas. Tenga en cuenta también el tipo de trabajo que realiza antes de elegir un escritorio de pie. A algunas personas les resulta más fácil concentrarse cuando pueden estar de pie y desplazar su peso de un lado a otro mientras atienden llamadas telefónicas o escriben. Sin embargo, los cerebros de algunas personas no están conectados de esa manera, y les resulta difícil realizar tareas creativas como escribir o diseñar de pie.

Consejos para utilizar correctamente un escritorio de pie Ajústelo a una altura adecuada Nuestros cuerpos se acomodan naturalmente en una posición neutral con la espalda arqueada o encorvada. Ya sea sentado o de pie, esta posición puede forzar los huesos y los músculos, causando dolor. Cuando instales tu escritorio de pie, ajusta la altura del mismo para que tu cabeza, cuello y columna vertebral estén alineados. La cabeza debe estar ligeramente hacia atrás, las caderas deben estar rectas y la columna vertebral debe tener una curva en forma de «S». Debe poder apoyar las muñecas en el escritorio con los codos en un ángulo de 90 grados, y el monitor del ordenador debe estar a la altura de los ojos o por debajo de ella. Paryaj Pam / Kisa Ki Paryaj Pam lan Empezar a usar el escritorio lentamente Pasar de estar sentado durante ocho horas seguidas a estar de pie todo el día puede ser agotador para la espalda si no se le da tiempo al cuerpo para adaptarse. Comience por ponerse de pie durante 30 minutos varias veces al día. A continuación, trabaje en bloques de una hora, luego de dos y después de cuatro horas durante varias semanas. Al final, es probable que puedas estar de pie todo el tiempo que prefieras. Cuida tus pies Estar de pie en un mismo sitio puede hacer que te duelan los pies y las piernas, sobre todo si el suelo es de cemento o no está enmoquetado. Lleve calzado de apoyo (preferiblemente calzado deportivo, si está permitido) mientras esté de pie para proteger sus pies. Además, colóquese sobre una alfombra antifatiga, que es una alfombra acolchada que sostiene los arcos para reducir el dolor de pies y piernas.

Combinar la bipedestación con la marcha y la sedestación

Estar quieto puede ser tan poco saludable como estar sentado. Procura cambiar de posición, desplazar tu peso y hacer pequeños descansos cada 30 minutos aproximadamente. Utiliza este tiempo de forma productiva bebiendo agua, caminando hasta la mesa de un compañero en lugar de enviar un correo electrónico o haciendo unas cuantas sentadillas o flexiones en tu mesa . Cuando te sientes, asegúrate de que la parte inferior de la espalda está apoyada, la cabeza y el cuello están en una posición neutral y los hombros están relajados. Las rodillas deben estar alineadas con las caderas cuando los pies están firmemente plantados en el suelo o en un reposapiés.

LLAME AL: 1(800) 663-3412